DOLAR
OFICIAL $61.98
COMPRA
$66.98
VENTA
BLUE $78.50
COMPRA
$83.50
VENTA

Once municipios bonaerenses dictaron sus propios “toques de queda”

Los intendentes argumentan que es una situación de emergencia por la expansión de la pandemia de coronavirus. 

Frente a las normas de las autoridades nacionales  en relación al aislamiento social por coronavirus, ocho intendentes bonaerenses decidieron avanzar con el toque de queda en sus distritos para evitar la circulación de la gente en la calle. 

De este modo procuran un tope al horario en que los vecinos de esas localidades pueden permanecer fuera de sus casas. El mecanismo es controvertido porque toca garantías constitucionales y, además, alteraría la escala de mando institucional para estos casos.

Los intendentes argumentan que es una situación de emergencia por la expansión de la pandemia. En el interior provincial, Coronel Rosales, Olavarría, Lezama, Pehuajó, Roque Pérez, Puán, Chacabuco, Coronel Suárez, General Madariaga, Balcarce y Exaltación de la Cruz dispusieron medidas extraordinarias, con restricción horaria y control de circulación, entre otras.

Esas medidas se solapan con cierres de ingresos a los municipios como los que implementaron, en el conurbano, Ezeiza, Almirante Brown y San Vicente, entre otros.

En el caso de los “toques de queda”, esa práctica no surge de ninguna norma. Tampoco podrían los Concejos Deliberantes o el Ejecutivo municipal disponer esa vía, porque es incumbencia del gobierno nacional. El artículo N° 108 de la Ley Orgánica de las Municipalidades en ningún caso prevé el "toque de queda".

El martes, el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, había criticado los cortes de circulación en los municipios. No obstante, la previsión es que se incorporarán más intendencias al cerramiento de fronteras.

Dejá tu comentario