DOLAR
OFICIAL $136.21
COMPRA
$142.21
VENTA
BLUE $285.00
COMPRA
$290.00
VENTA

Nahir Galarza cerró la puerta que tenía abierta 

Los años pasan pero las personas no cambian. Nahir Galarza regresa a escena. Fría, calculadora y con una pésima obra que intenta representar. Acusa a su papá de matar a Fernando Pastorizzo, a quien ella le dio muerte por la espalda y huyó del lugar como si nada hubiera pasado. 


Aquí está con esta nueva y pésima versión del hecho, que llevó a Nahir Galarza a ser condenada a prisión perpetua y estará presa hasta que tenga 54 años.

Los defensores de la bella y sexy homicida, durante el juicio a raíz de no adoptar una estrategia seria, ensayaron una y otra excusa de por qué la joven mató a Fernando.

Intentaron, sin éxito, introducir la cuestión de que había sido víctima de violencia de género. Intención que naufragó rápidamente por algo muy elemental: nunca había realizado una denuncia contra su joven novio.

Después se intentó alejar el agravante de que no eran pareja y que sólo eran amigos “con derechos”. Todos los testigos, propios y contrarios, dijeron lo mismo: eran inseparables. 
Con lo cual y luego de ver a la asesina en la sala de debate, minimizando cuando era juzgada y terminó como debía. La niña angelical fue condenada a perpetua. 

Pero por lo visto, hubo algo que quien escribe estas líneas no tenía previsto: la aparición de las huestes feministas. La primera avanzada fue introducir que en el juicio no hubo perspectiva de género.  Palabras más, palabras menos, pretendían que fuera condenada a una pena menor por homicidio simple, pero les sobraba el arma y la relación de pareja, floja versión sostenidas por abogados que sin personalidad alguna y sin nada de moral intentan instalar una situación inventada y que nunca sucedió. Me permito un consejo, a los noveles abogados y a los viejos que no saben elaborar una estrategia: si van a inventar, traten que la mentira se apoye en algo más que vacías intenciones.

Regresa la mala actriz Nahir y le cuenta a su abogada, única persona que goza de la confianza de la homicida, que fue su papá policía, quien mató al chico Pastorizzo. Contó también, según palabras de la letrada, que un tío paterno la violó en varias ocasiones y hasta la ató a un árbol. Esta nueva versión no era conocida por nadie, ni siquiera por su madre.

Les recuerdo que previo a la realización del juicio la joven fue evaluada por psicólogos y psiquiatras los que determinaron que, la NENA BUENA, sabía lo que hacía e hizo lo que quiso: matar al joven que le dijo que terminaban porque se iría a estudia a la ciudad, situación que no iba a soportar, SOS MÍO O NO SOS DE NADIE. 

No pierda tiempo en escuchar versiones que no pueden sostenerse sin pruebas, estará presa 35 años, le pese a quien le pese. Nahir cerró la única puerta que tenía abierta: SU FAMILIA.

Dejá tu comentario