DOLAR
OFICIAL $92.64
COMPRA
$98.64
VENTA
BLUE $140.00
COMPRA
$145.00
VENTA

El Gobierno comenzó las negociaciones para reactivar el sector audiovisual

El jefe de Gabinete y el ministro de Salud se reunieron con Marcelo Tinelli, Adrián Suar y el titular del INCAA, Luis Puenzo, en Casa Rosada.

En medio de la nueva fase de la cuarentena,  el Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y el Ministro de Salud, Ginés González García, recibieron en Casa Rosada al titular del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA), Luis Puenzo, y a los empresarios de la televisión Adrián Suar y Marcelo Tinelli para acordar "un protocolo para el sector audiovisual", que fue uno de los que primero se paralizó por la pandemia de coronavirus Covid-19.

Cafiero y González García se reunieron con Tinelli, Suar y Puenzo a partir de las 16.30 en un salón de la Casa Rosada donde además se incorporó la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco, y del subsecretario de Asuntos Políticos, Miguel Cuberos.

El objetivo de la reunión será explorar las opciones para elaborar un protocolo que permita reanudar las actividades del sector audiovisual teniendo en cuenta que las producciones y rodajes en cine y televisión tuvieron que suspenderse porque era casi imposible mantener las normas del aislamiento social en ellas.

Muchos actores y actrices elevaron sus voces en las últimas semanas a raíz de la falta de ficción nacional en las pantallas de televisión, algo particularmente agravante dado que las salas de cine y teatro están cerradas y los artistas no perciben regalías ni pueden salir a trabajar.

El personal técnico y auxiliar de las producciones de cine y televisión también se vio afectado al no poder trabajar desde el inicio de la pandemia de coronavirus en el país, lo que a su vez les impidió facturar y asegurarse su sustento económico.

Por eso podría empezar a elaborarse un plan para reactivar algunos sectores de la producción audiovisual, pero siempre teniendo en cuenta medidas de seguridad e higiene como el uso de tapabocas, la desinfección constante de manos y superficies o los dos metros de distancia prudente.

Dejá tu comentario