DOLAR
OFICIAL $104.54
COMPRA
$110.54
VENTA
BLUE $210.00
COMPRA
$213.00
VENTA

La negociación con el FMI está cerca de definirse

El Ministerio de Economía y el BCRA enviarán una delegación a Washington para poder acelerar el acuerdo.


A más de un año de haber iniciado el diálogo formal con el FMI para reestructurar 45.000 millones de dólares, la negociación entrará en este último mes del año en zona de definiciones. El Gobierno nacional enviará una misión a Washington para acortar diferencias en el tira y afloje con los técnicos del organismo pero espera que el entendimiento final se concrete más adelante.

El ministro de Economía Martín Guzmán enviará a su mano derecha en las conversaciones con el FMI, el director por el Cono Sur Sergio Chodos, que partirá el sábado a Washington con un grupo de funcionarios para tratar de afinar la partitura de un entendimiento técnico que el Poder Ejecutivo pueda enviar al Congreso para su discusión, que se prevé para los próximos días.

El desembarco de la misión argentina a la capital norteamericana será una pieza más de la secuencia que planteó el Gobierno nacional para acelerar las negociaciones con el FMI. Esa hoja de ruta el equipo económico incluye cerrar un entendimiento técnico con el staff, enviar el contenido de ese acuerdo preliminar al Congreso para su debate parlamentario y una vez cumplido ese paso, que el Fondo Monetario discuta ese consenso en el directorio, que es el instrumento principal de decisión del organismo. Con ese aval final, el nuevo programa financiero estaría a la firma.

De todas formas, según creen en Gobierno, la delegación que llegará a los Estados Unidos el fin de semana no tendrá la potestad de cerrar la negociación de manera definitiva, sino que esa última instancia tendrá lugar más adelante, algo que quedará reservado para Guzmán y para el presidente del Banco Central Miguel Pesce, que son en rigor quienes ponen la firma en el programa que tendrá el formato de Extended Fund Facilities (EFF), con diez años de plazo y cuatro años y medio de gracia sin pagos al organismo.

La visita oficial a las oficinas del Fondo Monetario, en la calle 19 de Washington, a pocas cuadras de la Casa Blanca, tendrá un carácter técnico, como lo fueron los contactos que tuvieron lugar en los últimos días de manera virtual. Los funcionarios argentinos explicarán cuestiones de coyuntura económica y de perspectivas de la economía argentina y para definir determinadas líneas de trabajo para la recta final de la negociación. La aspiración de máxima del equipo económico es poder tener concretado un entendimiento con el staff y haber completado su tratamiento legislativo antes de fin de año, según explican desde Infobae. 

Desde el organismo financiero confirmaron la visita y el comienzo de conversaciones presenciales. “El equipo del FMI dirigido por Julie Kozack y Luis Cubeddu se reunirá con una delegación argentina del Ministerio de Economía y el Banco Central en Washington D.C. a partir de este fin de semana para profundizar las discusiones técnicas hacia un programa respaldado por el FMI”, explicaron. Aún no está confirmado si el staff del Fondo Monetario enviará a Buenos Aires una misión propia más adelante.

Los funcionarios argentinos explicarán cuestiones de coyuntura económica y de perspectivas de la economía argentina y para definir determinadas líneas de trabajo para la recta final de la negociación. La aspiración de máxima es cerrar un acuerdo antes de fin de año. Eso podría tener lugar, según se especula, cuando el entendimiento técnico esté a la firma. El Gobierno debería solicitar formalmente esa misión a través de una carta de intención en la que exprese su voluntad de celebrar una reunión que cristalice el resultado de las negociaciones.

Del contingente oficial formarán parte además de Chodos, Raúl Rigo, secretario de Hacienda, Fernando Morra, secretario de Política Económica, Ramiro Tosi, subsecretario de Financiamiento de la Secretaría de Finanzas más dos representantes del Banco Central que estuvieron involucrados en los últimos meses: Jorge Carrera, vicepresidente segundo, y Germán Feldman, subgerente de Investigaciones Económicas.

El Ministerio de Economía abrió desde hace quince días, tras el resultado electoral de las legislativas y el anuncio de Alberto Fernández de una aceleración en las negociaciones con el FMI, una ventana de diálogo de algunas semanas para afinar la letra chica de ese sendero económico acordado con los técnicos del organismo, y que incluirán elementos decisivos como el déficit fiscal, el financiamiento monetario del Banco Central al Tesoro y el crecimiento del PBI, entre otros.

En los últimos días, además, comenzó un juego de señales por parte del Poder Ejecutivo, que pueden preparar el terreno para un entendimiento técnico y que apuntan, centralmente, a solucionar tres cuestiones que preocupan al Fondo Monetario: la brecha entre el dólar oficial y el paralelo, el nivel de reservas y el atraso cambiario.

En medio de la negociación, la mirada está puesta en la fragilidad de las reservas del Banco Central, cuando se aproximan vencimientos de deuda relevantes para los próximos meses. La secretaria de Relaciones Económicas Internacionales, Cecilia Todesca Bocco, adelantó este martes que el Gobierno pagará el último compromiso financiero del año con el FMI, que será de casi USD 1.900 millones.

El Gobierno buscará, además de un consenso político con la oposición a través del debate parlamentario del consenso con el staff técnico del Fondo, un apoyo de sectores empresarios y gremios. Algunos de esos respaldos podrían llegar esta semana. El ministro Guzmán se reunirá este miércoles por la tarde con la cúpula de la CGT, mientras que algunos de los funcionarios principales de Alberto Fernández -y según se espera el propio presidente- estarán en la Conferencia Industrial que organiza la Unión Industrial Argentina.

Dejá tu comentario