DOLAR
OFICIAL $80.10
COMPRA
$86.10
VENTA
BLUE $156.00
COMPRA
$162.00
VENTA

Vacaciones y Covid-19: el Gobierno porteño trabaja en los protocolos que deberán cumplir quienes entren y salgan de la Ciudad en el verano

Quieren testear a todos los turistas que lleguen desde el exterior y del interior del país. Preocupa la gran cantidad de personas que irá a la Costa Atlántica y luego regresará a CABA.

En la tarde del viernes, Horacio Rodríguez Larreta anunció una nueva batería de flexibilizaciones y avanza en su plan de “puesta en marcha” de la ciudad de Buenos Aires, pero por estas horas, el Gobierno porteño concentra su atención en los protocolos que implementará para controlar a quienes entren y salgan de esa zona durante la temporada de verano.

Las negociaciones de la última semana con el Gobierno Nacional se dieron en un clima mucho más distendido que lo habitual. Según revelaron fuentes porteñas, los datos epidemiológicos les dieron muchos más argumentos a la hora de proponer nuevas excepciones a la cuarentena, como gimnasios y restaurantes con cupo limitado. También tranquilizaron a sus pares nacionales.

A diferencia de otras oportunidades, Rodríguez Larreta y Alberto Fernández no se reunieron, sólo conversaron telefónicamente en la mañana del viernes. Intercambiaron información y acordaron los horarios de los anuncios. Por su parte, los jefes de Gabinete Santiago Cafiero y Felipe Miguel tampoco se juntaron personalmente, bastaron algunos llamados y unos cuantos mensajes para acordar todo. En esta oportunidad Nación aprobó la habilitación de todas las actividades propuestas por las autoridades porteñas.

Los últimos datos revelaron que la Ciudad tiene un promedio de casos diarios -de las últimas dos semanas- que se mantiene en 800 a pesar del incremento de las actividades. Eso ayudó a relajar el clima con los funcionarios del Gobierno Nacional, tras los momentos de tensión que se vivieron semanas atrás por la poda en la coparticipación. “Además están más preocupados por las provincias del interior del país”, señalaron en la sede de Uspallata.

Con cierto temor luego de las noticias de rebrotes en las principales capitales de Europa, en la sede de Uspallata ahora analizan tres variables de cara al verano: los turistas de otros países, los turistas del interior y los porteños que salgan de vacaciones y luego regresen a la capital.

A su vez, cada grupo está atravesado por otras cuestiones como por ejemplo el medio de transporte que utilicen (avión, micro o auto). Esta situación vuelve necesario implementar una amplia serie de protocolos sanitarios que abarquen todos los casos.

Hasta el momento, el Gobierno porteño mantuvo reuniones internas con sus ministros y también encuentros con las autoridades de Turismo y Jefatura de Gabinete nacional. Para más adelante quedará la coordinación con la provincia de Buenos Aires. El objetivo es ampliar lo más posible la capacidad de testeo, una estrategia que probó ser de las más efectivas para cortar la cadena de contagios. En el caso de los que ingresen de otras provincias o países, se apuntará a testearlos a todos.

Por el momento se evalúa algún sistema con testeo en origen para que luego los turistas muestren los resultados al entrar a la jurisdicción. “Si viajan en avión tal vez se podría implementar alguna normativa que obligue a tener resultados para poder abordar”, detalló un funcionario, aunque aclaró que todavía no hay nada definido y todas las medidas siguen en estudio.

También se analiza la forma de imponer cupos y restricciones a la cantidad de vuelos y servicios de ómnibus para “regular el volumen de turistas” y que se mantenga dentro de parámetros manejables para las capacidades sanitarias.

Sin embargo, en la sede de Uspallata reconocen que el principal desafío, y problema, son los porteños que viajen a la Costa Atlántica, ya que pueden ser muchísimos y además se suelen viajar todos juntos a principios y mediados de mes (con el cambio de quincena). “Vuelven todos juntos de un día para el otro”, graficaron.

Las cuestiones logísticas para testear y llevar adelante un seguimiento de miles de autos será una tarea titánica para las autoridades sanitarias. Desde el Gobierno porteño adelantaron que a fines de la semana que viene habrá definiciones más concretas. Por ahora siguen analizando posibilidades y evaluando los datos epidemiológicos.

“Sabemos que puede haber un rebrote, y volver para atrás como pasó en España sería durísimo”, aclara uno de los miembros de la mesa chica del gobierno.

Vuelve Buenos Aires Playa

En diálogo con CNN radio, el jefe de gabinete porteño, Felipe Miguel sostuvo este sábado a pesar de las restricciones por la pandemia, el gobierno de la Ciudad implementará en el verano Buenos Aires Playa, la tradicional alternativa diseñada con amplios espacios con arena, sombrillas, reposeras y entretenimiento para pasar el verano en la Capital en algunos de los parques más importantes. Sin embargo -aclaró el funcionario- le maedida estará adecuada a la dinámica del virus.

“Estamos previendo implementar Buenos Aires Playa y va a tener algunas adecuaciones. Arranca los primeros días de enero y va hasta fines de febrero. Vamos a tener algunas adecuaciones porque estamos en un contexto de pandemia, pero también estamos pensando cómo prepararlo para que tenga la flexibilidad necesaria para acomodarse a la evolución sanitaria que se produzca desde ahora hasta febrero. Por lo tanto lo estamos planificando con bastante flexibilidad, pero sí va a volver Buenos Aires Playa a la Ciudad”, explicó.

Dejá tu comentario