DOLAR
OFICIAL $187.80
COMPRA
$196.80
VENTA
BLUE $371.00
COMPRA
$375.00
VENTA

Tragedia en Mendoza: tres jóvenes se tiraron a un canal de riego para bañarse y murieron ahogados

Las víctimas tenían entre 18 y 23 años. Testigos alertaron a la policía de que habían ingresado al agua y que fueron arrastradas por la corriente.

Este domingo, tres personas murieron ahogados luego de tirarse a un cauce de agua en la localidad mendocina de San Martín, informaron fuentes policiales.

El dramático hecho ocurrió al mediodía, cuando un llamado al 911 alertó que tres personas habían ingresado al canal ubicado sobre Carril Norte y Callejón Esperanza para bañarse, pero no habían salido.

A pesar de la prohibición de bañarse en canales de riego, los jóvenes se habían metido al cauce para combatir otra jornada de altas temperaturas: después de la máxima de 37 grados del jueves, el calor apenas había remitido hasta los 33 grados de este domingo en San Martín, a unos 40 kilómetros de la capital provincial.

Testigos dijeron que las víctimas fueron arrastradas por la corriente hacia el este. Al arribar al lugar, con ese dato efectivos de la policía comenzaron a realizar una búsqueda. Finalmente, hallaron los cuerpos a dos kilómetros del lugar donde habían sido vistos por última vez, añadieron las fuentes.

Allí los uniformados lograron sacar del canal a uno de los cuerpos, mientras que los otros dos fueron rescatados del interior del cauce por los vecinos. Según informó el medio local Los Andes, los tres jóvenes fueron identificados como Emilce Johana González (19), Marcos Antonio González (18) y Nicolás Zarandon Sequione (23).

Según detalló el Ministerio de Seguridad, en el lugar se procedió a realizarles maniobras de RCP, con resultados negativos. Una ambulancia del Servicio Coordinado de Emergencias (SEC) arribó y constató el deceso de las víctimas.

En tanto, según indicó un reporte policial, no se observaron signos de violencia en los cuerpos, solo los golpes producto del arrastre. De acuerdo a El Sol, el canal tenía apenas 80 centímetros de profundidad, pero los jóvenes podrían haber quedado atrapados en un pozo.

En este canal de riego había ocurrido otra tragedia en noviembre de 2019. En su momento, un hombre murió ahogado cuando se arrojó para rescatar a un niño que había caído al cauce. La correntada, sin embargo, arrastró a ambos.

Los vecinos lograron rescatar a Kevin Gutiérrez (6), pero no pudieron salvar a Carlos Godoy, de 50 años. Las autoridades lo ubicaron más tarde, a algunos metros del lugar, aunque los médicos del Servicio de Emergencias Coordinado (SEC) solo pudieron constatar la muerte.

Dejá tu comentario