DOLAR
OFICIAL $94.49
COMPRA
$100.49
VENTA
BLUE $153.00
COMPRA
$158.00
VENTA

Tierra del Fuego recibe siete veces más que Buenos Aires en coparticipación

En 2012, la provincia austral recibió siete veces más que el gobierno bonaerense en ingresos de coparticipación por habitantes, en un "claro ejemplo de las disparidades" en la distribución nacional.

El relevamiento, elaborado por el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF), señaló que los envíos a provincias en concepto de coparticipación y leyes especiales que se acumularon durante el 2012 superaron los 170.211 millones de pesos, lo cual significa un crecimiento del 26,9 por ciento con relación a 2011.

El instituto, de todos modos, al analizar la distribución de los fondos en términos per cápita, consideró que el sistema de coparticipación vigente en la Argentina carece de "un orden esquemático" y planteó que "es indispensable" que se debata en el país "un reparto de ingresos tributarios de manera integral" y con "transparencia" entre las provincias.

En su informe, divulgado este lunes a la prensa, el IARAF destacó que en 2012, Tierra del Fuego, que es la provincia que más recursos por habitante obtuvo, recibió en promedio 14.959 pesos por cada ciudadano.

En cambio, en la provincia de Buenos Aires, "sus habitantes recibieron ingresos siete veces menores", al alcanzar los 2.103 pesos per cápita, "mientras que en otros casos las diferencias también fueron importantes, como por ejemplo Mendoza (3,82 veces menos) y Córdoba (3,46 veces menos)", agregó.

En momentos en los que distintos gobernadores, incluido el mandatario bonaerense, Daniel Scioli, demandan a la Casa Rosada una revisión del esquema de distribución de la coparticipación, el IARAF resaltó las disparidades que existen en cuanto al reparto de fondos en términos "por habitante".

"Si se agrupan a las provincias en función del nivel de ingreso per cápita y de la densidad de población, se observan fuertes diferencias intragrupos, difíciles de explicar objetivamente", señaló el relevamiento. "Incluso, en 2012, los grupos de altos recursos recibieron fondos per cápita superiores a los de bajos ingresos en más de 250 pesos por habitante", añadió.

El instituto resaltó que "en un país federal como el argentino, para garantizar la provisión de bienes y servicios públicos de una manera equitativa en todo el territorio, se requiere de un mecanismo que distribuya los recursos fiscales entre los diferentes niveles de gobierno (Nación, Provincia y Municipios)". Ese "mecanismo de distribución automática de recursos entre gobiernos" se conoce aquí como "la Coparticipación Federal de Impuestos" y consiste en que la Nación concentra la recaudación de los tributos más relevantes y luego los distribuye entre las provincias "bajo diferentes criterios".

El IARAF insistió en que, en la práctica, este sistema carece de un "orden esquemático, constituyendo un complejo esquema de transferencias con importantes disparidades regionales". Por este motivo, consideró "indispensable que en algún momento se debata en el país el reparto de fondos existente, de manera integral". "Esto implica que las necesidades económicas o fiscales de cualquiera de cada una de las 25 partes involucradas en la discusión (la Nación, las Provincias y la Ciudad de Buenos Aires) no debieran buscar ser resueltas a través de soluciones individuales", consideró.

En ese caso, puede ocurrir lo que en economía se denomina un "juego de suma cero", dado que lo que gana un actor necesariamente lo pierde otro. Por último, indicó que "año tras año se hacen más ineludibles las señales de la necesidad, ya no de una reforma, sino de un nuevo marco regulatorio integral para la generación y reparto intergubernamental de los recursos en nuestro país, que incorpore todo lo necesario para que la misma gane en eficiencia, equidad y transparencia".

El instituto aclaró que en su informe no se incluyeron las transferencias del Fondo Federal Solidario (FFS), que si bien se realizan de manera automática, no forman parte del sistema legal de coparticipación.