DOLAR
OFICIAL $123.05
COMPRA
$129.05
VENTA
BLUE $221.00
COMPRA
$224.00
VENTA

Silvina Luna: "No me grabo nunca más"

Lo dijo la modelo, quien habló sobre las repercusiones de su filmación con alto contenido sexual.

Tras la difusión de su video hot, en el que mantiene relaciones sexuales con su novio, Silvina Luna buscó refugio en Europa, donde aprovechó para descansar y escapar del acoso de los periodistas.

Sin embargo la exparticipante de Gran Hermano aceptó hablar por primera vez sobre el tema.

El motivo de la nota, fue porque quiso dar su opinión para cerrar este episodio de su vida y que de ahora en más, la justicia se encargue de llevar adelante la causa penal.

"Cuando lo vi, entré en crisis. Me quería matar. Fue un momento horrible y de mucha impotencia, porque no sabía qué hacer", contó Silvina a la revista Gente, desde Porto Cervo, en Italia.

La modelo hizo referencia al video íntimo, entre ella y su novio Martín Vari, que circuló por la web. Este material, que había sido grabado en 2009, en un viñedo de Napa Valley, California, fue difundido hace poco y revolucionó la Web.

"Fue algo que hice con mi novio por diversión, nos amamos. No estaba borracha. Además muchos me preguntan ‘¿Por qué me filmé?’ Porque tengo una vida. ¿Por qué no me voy a poder filmar? Hago lo que cualquier chica de mi edad haría", explicó Luna, quien está buscando a toda costa el responsable de haberlo difundido.

"Me da mucha bronca e impotencia. Yo no jodo a nadie, soy re laburante, no soy escandalosa, no molesto a nadie y nunca tuve un quilombo. Y de repente, que te hagan una cosa tan tremenda... Te da mucha impotencia y la verdad no tengo ganas de volver a la Argentina", agregó la modelo.

"Tiene que haber un límite para todo esto. Y a las figuras públicas les digo: No se graben más, porque la nuestra hoy en día es una vida sin privacidad", declaró, en relación a las publicaciones de otros famosos como el video de Wanda Nara y las fotos de Juana Viale y Gonzalo Valenzuela, entre otros.

Lo cierto es que a Silvina,  estas repercusiones, le dejaron una gran enseñanza: "No me grabo nunca más". ¿Cumplirá con su palabra?