DOLAR
OFICIAL $62.08
COMPRA
$67.08
VENTA
BLUE $80.00
COMPRA
$85.00
VENTA

La verdad detrás del video viral de Diego Maradona y una “pastilla” en Rosario

Durante la derrota de Gimnasia ante Central en el Gigante de Arroyito, una escena en el banco de suplentes generó revuelo en las redes sociales. Qué fue lo que sucedió.

diego maradona
diego maradona

En las últimas horas, se hizo viral un video de Diego Armando Maradona en una extraña situación en el banco de suplentes durante el juego entre Rosario Central y Gimnasia, su equipo.

La escena se dio a los 4 minutos del segundo tiempo, cuando los rosarinos ya vencían 1-0 a los platenses por la vigésima fecha de la Superliga, gracias al gol del uruguayo Sebastián Ribas. En el banco visitante, un colaborador se acerca a Diego con algo en la mano, se lo ofrece. Al entrenador del Lobo le preparan una botellita de agua, pero antes de que terminara la secuencia Adrián González, uno de los principales colaboradores del Diez (junto al Gallego Méndez), señala a la cámara. Dos integrantes del cuerpo técnico se pararon y bloquearon parcialmente la imagen, en la que el astro parece tomar una pastilla.

El video, captado por la Diegocam de TNT Sports, fue cortado y viralizado en las redes sociales. ¿Qué fue lo que sucedió? Según pudo averiguar Infobae, a Maradona le alcanzaron una pastilla para la presión, dado que lo notaron que estaba con las pulsaciones altas por los nervios del partido y el rendimiento del equipo, que fue el más flojo desde que asumió la dirección técnica del Tripero.

Las suspicacias se generaron en las redes sociales por la actitud de tapar la escena por parte del resto del cuerpo técnico. “Diego tiene la cámara que lo enfoca los 90 minutos... Pero no querían que se empezara a hablar sobre qué le dieron de tomar a Maradona. Algo parecido había pasado en el partido contra Talleres en Córdoba (le ofrecieron la pastilla de la presión y en ese caso Diego no la aceptó), se vio, y estuvieron hablando toda la semana”, explicaron desde el entorno del ex Diez.

La prueba de que Diego estaba con las revoluciones altas en Rosario fueron las declaraciones del Diez post partido. Allí, quizá por primera vez desde su arribo a la institución, fue duro con sus dirigidos, tal vez buscando una reacción: el equipo se encuentra en la última posición de la tabla de promedios y debe iniciar una levantada en las tres fechas que quedan de la Superliga, y en la próxima Copa, para aspirar a mantener la categoría. “Le dimos más la pelota al rival que al compañero. Hay que dársela a los de azul y blanco”, mostró su enojo. Incluso le marcó a la cancha a la dirigencia, anticipándose a un intento de cambio de timón. “No abandonaría el barco, al contrario, quiero renovar con Gimnasia”, concluyó.

Dejá tu comentario