DOLAR
OFICIAL $69.64
COMPRA
$74.64
VENTA
BLUE $117.00
COMPRA
$127.00
VENTA

El insólito casamiento en vivo de Silvia Süller y Jacobo Winograd

En una desopilante ceremonia televisiva la pareja contrajo matrimonio esta tarde. “El ladrón del siglo”, Mario Vitette Sellanes, les regaló los anillos.

Luego de varias idas y vueltas, Silvia Süller y Jacobo Winograd se casaron ayer en vivo y Lizy Tagliani fue la madrina. La unión se produjo en El Precio Justo especial famosos (Telefé), en un estudio completamente equipado para el evento, y que contó con la presencia del “Papa Francisco”, personificado por Campi.

El 27 de diciembre pasado, Silvia anunció su casamiento con Jacobo, su gran amigo desde hace más de 34 años. Sin embargo, luego de trascender la noticia, el mediático la desmintió y declaró: “La conozco, la quiero mucho, es amiga, voy a pasar año nuevo con ella. Yo no me caso con nadie. Ella lo dijo para tirar algún titulo. Me cargó con el chizito y yo con la cacerola”, dijo en diálogo con Radio Mitre. 

"A mi me gustan las mujeres más jóvenes. Ella nunca me dijo de casarse en privado. Fue por prensa en la televisión”, agregó.

Los días pasaron, el año nuevo llegó y con él, la ilusión renovada de Süller de unirse a su amigo. Y se le cumplió. Jacobo finalmente aceptó y tuvieron su unión en televisión, como no podía ser de otra manera.

Antes de dar "el gran paso", ambos revelaron que su unión es puramente espiritual. “Yo tengo mi permitido y ella también. Hay cláusulas en nuestro casamiento, esto ya lo dijimos”, afirmó Winograd.

Luego el empresario aclaró cuáles son esas cláusulas: "Nunca dormir juntos. Nunca compartir baño. Nunca convivir. Nunca sexo, nunca nada. Nunca nos vamos a tocar un pelo", sentenció. Y remarcó que el casamiento es espiritual porque “son muy pecadores los dos y Dios los está esperando”. 

Jacobo también contó que los anillos se los regaló Luis Mario Vitette Sellanes, cara visible del robo del siglo al Banco Río de Acassuso, ocurrido el 13 de enero de 2006, quien sigue al frente de su joyería Verde Esmeralda, en San José, a 8 kilómetros de Montevideo.

Momentos antes de dar el “Sí”, manifestaron sus votos. "En esta nueva vida, que emprendemos hoy juntos, te pido que no te pelees más con nadie, que te rías todo el día, que recuperes a tus hijos y que seas feliz. Te deseo amor y paz", expresó el novio. "Jacobo, no hay otra persona que me pueda hacer feliz como vos", dijo la novia.

“Nuestro deseo para el 2020 es que Christian vuelva a hablar con Silvia y que Marilyn también. Basta de peleas. Que haya amor, amor y paz”, agregó Winograd, haciendo emocionar a Silvia.


Christian es el hijo menor de Silvia, fruto de su relación con Silvio Soldán, su gran amor, pero hace más de 10 años que no tiene relación con él. En tanto con Marilyn, su hija mayor, su relación varía. Aunque sí ve a su nieto, en algunas oportunidades.

Dejá tu comentario