DOLAR HOY: COMPRA $57.27 VENTA $61.53

Jubilados, el gran desafío del próximo gobierno

Por Mirta Tundis. El próximo gobierno debe poner como prioridad en la agenda la situación de emergencia que están atravesando.

ancianos

Faltan un poco menos de tres meses para que nuestro país viva una nueva transición de gobierno. El hecho de que los jubilados se sienten profundamente defraudados por una administración que les prometió “un futuro mejor” y que ese futuro hoy está en la decisión de comer o pagar los servicios, hace que estas elecciones sean aún más especiales para ellos y para todos los que dedicamos nuestras vidas a la defensa de los derechos de los adultos mayores.

El próximo gobierno, tiene que afrontar una gran deuda que se les viene postergando a los jubilados y pensionados de nuestro país y poner como prioridad en la agenda la situación de emergencia que están atravesando; Hoy tenemos tres millones de jubilados en la pobreza y dos millones por debajo de la línea de indigencia. Siete de cada diez adultos mayores no alcanzan a cubrir la canasta básica y tienen que elegir entre comer o pagar los medicamentos. Peor aún, ya ni eso, nuestros mayores se están alimentando con un plato de comida por día para poder pagar las boletas de servicios.

Para empezar a recomponer esta situación, es necesario ir paso a paso, sin promesas utópicas que después no se puedan cumplir y generen falsas expectativas a un sector tan necesitado como los adultos mayores. Por eso, como especialista en temas previsionales propongo empezar por tres puntos:


En primer lugar, la formalización del empleo. El Sistema Previsional se está desfinanciando por las políticas de un gobierno irresponsable. En Argentina está desapareciendo el trabajo en blanco y tenemos casi 5 millones de trabajadores en condición informal. Estos trabajadores no aportan al sistema jubilatorio y no cuentan con ninguna seguridad social. Crece el trabajo informal logrando así que el sistema previsional caiga año tras año. Por eso necesitamos de manera imperiosa la formalización laboral para el crecimiento económico y para tener un sistema previsional moderno y sustentable, que pueda sostener a cada nuevo jubilado. 


En segundo lugar, necesitamos la incorporación del “Haber 14”, un proyecto de ley creado por Sergio Massa, que implica una gratificación anual complementaria que se sufragará a partir de la renta financiera del producido del Fondo de Garantía de Sustentabilidad. Con esta iniciativa los jubilados contarán cada año con un plus para las fiestas, planificar un viaje y/o comenzar un mejor año.


Y en tercer lugar y una de las grandes deudas que se tiene con los jubilados: la normalización y el correcto funcionamiento del PAMI. Desde su creación, hace 48 años, el INSSJP ha tenido como principal objetivo brindar asistencia médica y social integral a las personas mayores convirtiéndose en la obra social más grande de Latinoamérica. Pero desde hace muchos años no se encuentra en su mejor momento y cada vez son peores las dificultades que se afrontan con las prestaciones y con las coberturas de algunos medicamentos o servicios y donde los afiliados deben luchar por que se cumplan sus derechos y se les brinde el servicio adecuado y necesario.  Por tal motivo garantizar el correcto funcionamiento de esta institución tiene que ser prioridad para el gobierno que suceda. Necesitamos garantizarles una prestación médica obligatoria y universal a nuestros jubilados y pensionados, tanto en lo que respecta a la cobertura de salud como en la de medicamentos.


Necesitamos un estado que cuide a nuestros adultos mayores, para que tengan la vida que se merecen y reciban la cosecha de que lo fueron sembrando durante más de treinta años en su tierra. Un país que no cuida de sus mayores, no está cuidando su pasado, sus raíces, no tiene alma, no piensa en el futuro de su Patria.

Dejá tu comentario