DOLAR
OFICIAL $117.91
COMPRA
$123.91
VENTA
BLUE $201.50
COMPRA
$204.50
VENTA

Catherine Fulop hartó a Germán Martitegui: “Nunca pude comer en silencio con ella”

El jurado le reclamó a la actriz que nunca deje de hablar mientras degusta los platos.


Este martes, en la emisión de Masterchef Celebrity 3, Cathy Fulop hizo su ingreso triunfal al ritmo de la salsa, cantando y bailando. “Hoy estoy con todo”, dijo la venezolana. Pero todavía tenía toda la competencia por delante junto a Mica Viciconte, Juariu, Mery del Cerro, Tomás Fonzi, Luisa Abinoni y Paulo Kablan, para ver quienes pasarían a miércoles de beneficios y quienes al jueves de última chance.

“Hoy queremos que sean libres y cocinen algo que siempre quisieron hacer. Pero queremos que nos conquisten”, dijo Donato De Santis para explicar el desafío del día. Y Germán Martitegui les comunicó que iban a tener sesenta minutos para “miles de posibilidades” pero con una condición: “No pueden usar carne de ningún tipo”. Finalmente, Damián Betular les indicó que iban a tener tres minutos par ir al mercado y aprovechar “esa libertad” seleccionando los ingredientes necesarios para el plato elegido.

Enseguida, Fulop pensó en dos recetas: una venezolana y otra húngara. Pero intuyó que algo más podía pasar. “No pueden ser tan buenitos”, dijo. Y no estaba errada, ya que al salir del mercado Santiago del Moro le pidió a cada uno de los participantes que dejara su cesta en un mostrador y retire un número a cambio. Y entonces, el jurado se “robó” algunos ingredientes de cada cesta.

La actriz , finalmente, se decidió por una receta a la que llamó Cachapa hago yo a la perla y que consistía en cachapas rellenas de queso con choclo tostado y dip de queso crema y cebolla, una comida típica de Venezuela. “Estos son mis sabores. Yo quería hacer hacía rato este plato que va dedicado a mis hermanas y a mi mamá, porque lo comíamos con ellas”, dijo sin poder contener las lágrimas recordando a su patria.

En el momento de la degustación, en tanto, Fulop se puso tan nerviosa que no podía dejar de hablar. “Que arriba estás, Cathy. ¿No?”, le advirtió Betular mientras ella no paraba de moverse y parlotear. La actriz contó que también había pensado en un plato que hacía su abuela húngara, por si le sacaban el choclo, que consistía en una pasta con repollo. “Lo hacía en la guerra porque no tenían proteínas”, señaló.

Y siguió explicando que se había decidido por la cachapa aunque le sacaron el ingrediente que servía para unir la masa. En ese momento, el chef le pidió que redondeara. Pero ella se justificó: “Es que no tengo poder de síntesis”. Y siguió con su explicación, aún reconociendo que estaba hablando “hasta por los codos”. “¡Cállate Cathy, cállate por favor”, se dijo a sí misma en el backstage.

Lo cierto es que, cuando le tocó el turno de probar la preparación a Martitegui, la actriz lo llamó “diosito Tegui”, desatando las risas de todos los presentes. Y el chef se hartó. “Nunca pude comer en silencio con ella. Nunca. ¿Cuántas semanas van? ¿La cuarta semana es esta? Y no hay caso”, dijo haciendo un gesto con la mano hacia atrás, indicando su disgusto. Pero, finalmente, tras la deliberación, el jurado coincidió en que el plato de Fulop era uno de los mejores, por lo cual la actriz subió al balcón junto a Juariu y Fonzi, mientras el resto de los participante de la noche se llevaron el delantal gris y deberán verse las caras el jueves.

Dejá tu comentario