DOLAR
OFICIAL $69.71
COMPRA
$74.71
VENTA
BLUE $117.00
COMPRA
$127.00
VENTA

Advertencias sobre nuevos métodos de estafas telefónicas

La cuarentena obligó a los ladrones a generar nuevos métodos de robo, entre los que podemos destacar las estafas telefónicas, siendo el delito de mayor crecimiento en los últimos tiempos.

Los delincuentes siempre están un paso adelante. Ante cualquier cambio en la sociedad inmediatamente estudian renovados “modus operandi”. La cuarentena los obligó a generar nuevos métodos de robo, entre los que podemos destacar las estafas telefónicas, siendo el delito de mayor crecimiento en los últimos tiempos. Éstas pueden causar perjuicios muy graves, que pueden llegar hasta el vaciamiento completo de una cuenta bancaria.

Hay casos que mediante el hackeo de datos masivos o la venta de información proveniente de empleados infieles de sistemas informáticos en los que estamos dados de alta, los ciudadanos reciben falsas llamadas de entidades, como por ejemplo ANSES, en las que se les comunica un beneficio de un monto elevado de dinero correspondiente a cobros de juicios por jubilaciones, a posibles  incrementos o retroactivos en los ingresos de las Asignaciones Universales por Hijo, o incluso hasta en los montos del IFE otorgado en estos tiempos de pandemia. Se presentan como falsos gestores, utilizan un vocabulario con tecnicismos apropiados y mediante la  comprobación de  datos precisos como número  de DNI, domicilio, números de cuenta y a que banco pertenecen van verificando la identidad de la futura víctima. De esta manera van tentando a quien atiende la llamada a cobrar dicho supuesto beneficio siempre y cuando se proceda de manera rápida, dando indicaciones concretas y asesorando de forma muy gentil a dirigirse a un cajero automático para concretar la operación.  El objetivo de este método es lograr que quien confía en el procedimiento asocie su cuenta personal a un CBU que le indican, accediendo de manera fácil e inmediata al vaciamiento del saldo.

Otra estafa de este estilo es la llamada proveniente de un supuesto banco, ofreciendo algún servicio muy conveniente para ayudar a salir de la crisis, como por ejemplo un crédito a tasa cero. El método que utilizan es la intervención de varios personajes en una misma llamada, haciéndole creer a quien atiende que lo van pasando por los distintos departamentos de venta del producto para poder concretar la operación. De esta forma, recibiendo un trato muy amable,  la víctima termina otorgándoles a los delincuentes  todos los datos necesarios para el robo de su identidad crediticia.  

Se deberá tener en cuenta para evitar este tipo de engaños que los trámites en ANSES se realizan de  forma personal solicitados por el interesado y que en caso de realizar una consulta telefónica para ser atendido por un operador deberá comprobarse la identidad de quien llama mediante una encuesta sobre sus datos. No existen llamados provenientes de ningún intermediario, siendo el procedimiento absolutamente falso. Se recomienda desestimar los llamados prometedores de entidades sociales, bancarias y financieras, cortar inmediatamente el teléfono y hacer la denuncia correspondiente para dejar asentado el hecho. De esta manera colaboraremos también con la investigación de los delitos informáticos.

Dejá tu comentario