DOLAR
OFICIAL $164.44
COMPRA
$172.44
VENTA
BLUE $316.00
COMPRA
$320.00
VENTA

El duro comunicado de Rocío Marengo sobre su maternidad: “No hay bebé en camino”

La mediática contó que el procedimiento que estaba realizando para ser madre no dio el resultado esperado.

A través de un mensaje en su cuenta de Instagram, Rocío Marengo hizo un doloroso anuncio relacionado con su deseo de ser madre.

"Ay, no sé cómo contarles. ¿Cómo decirlo? Qué palabras usar...", comenzó escribiendo la mediática en su publicación.

Y luego detalló: "Bueno, prefiero enfrentar la situación yo y contarlo por ÚNICA VEZ. No hay bebé en camino".

rocio marengo

"Les quiero agradecer a todos por el cariño, el respeto y el apoyo que me dieron desde el momento en el que compartí mi decisión. Familia, amigas, mi Doc. y todo su equipo... ¡Me sentí súper querida, cuidada y contenida! Todos los que fueron parte de este pedacito del camino, los volvería a elegir 1000 veces más", aseguró Marengo, a puro dolor.

"Fue hermoso saber que somos muchas las chicas que queremos ser mamás y que cuando con los procedimientos naturales no logramos nuestro objetivo, recurrimos a la ciencia para cumplir nuestro deseo. El camino muchas veces es largo... ¡No hay que bajar los brazos! Muchas emociones...", señaló.

"Puse mi cuerpo, mi mente y mi corazón. Estoy triste pero ¡fui muy feliz intentando y luchando por mi deseo! ¡Todo mi amor para ustedes!", cerró Marengo.

 

Un profundo deseo

En sus redes sociales, la mediática fue mostrando parte del procedimiento que se realizó para poder cumplir su sueño de convertirse en madre soltera, pese a su relación con el empresario Eduardo Fort. "Hago in vitro. En mi panza, obvio. Nadie cuidará a mi bebé como yo. Por suerte puedo hacerlo. Es por eso que estoy ilusionada", le contaba a Clarín, sin entrar más en detalle ni decir quién podría ser el donante, como tampoco el sexo del bebé.

"Estoy en la búsqueda. Y vengo muy bien... Pero falta todavía unos pasos más y fundamentales", señalaba, a pura ilusión.

"Me abro a contar un poquito más porque hay muchas mujeres que lo vivieron y quizás era otra época y nadie lo decía. A mí me pasaba eso: yo tenía miedo de que me juzguen, sentirme atacada, y no tengo ganas de que la gente opine de algo personal. Aparte que yo lo voy a hacer, digan lo que digan", contaba.

En ese sentido, destacaba: "Desde que me abrí un poquito más, me siento totalmente apoyada. Hoy estamos en otro momento. Las mujeres estamos paradas diferentes. En la sala de espera hablé con muchas mujeres, que quizás no lo dijeron y lo atravesaron, y te dan más fuerza para seguir".

"Estoy re contenta y ojalá que salga todo bien. Tengo que bajar la ansiedad, pero es esto lo que estoy atravesando y voy a seguir adelante hasta conseguir mi objetivo y mi bebito", concluía apenas días atrás.

Dejá tu comentario