DOLAR HOY: COMPRA $57.59 VENTA $61.82

Casa propia y sueldos altos: cómo es la vida de los argentinos que viven en EE.UU

Los argentinos que viven en la potencia mundial superan los 278.000.

turistas Estados Unidos
Los argentinos que residen en Estados Unidos son unos 278.000 y un prestigioso instituto estadounidense publicó una radiografía de cómo son y cómo viven nuestros compatriotas en la primera potencia del mundo. Son más “viejos” que el resto de los inmigrantes, la mayoría tiene casa propia, son más educados y ganan más que el resto de los hispanos que viven en Estados Unidos. 


Según un análisis del Pew Research Center sobre datos del Censo de Comunidades estadounidenses 2017, los argentinos están bien lejos de ser el grupo mayoritario de hispanos que viven en Estados Unidos. El más numeroso es el de los mexicanos, con 36 millones de personas. Le siguen los portorriqueños, salvadoreños, cubanos, dominicanos, guatemaltecos, colombianos, hondureños, españoles, ecuatorianos, peruanos, nicaragüenses, venezolanos y recién, en el puesto 14, los argentinos.

En total hay unos 60 millones de personas de origen hispano en este país, pero cada grupo tiene un perfil diferente. Los venezolanos, los dominicanos y los guatemaltecos, por ejemplo, son los grupos que más han crecido desde 2010, señala el informe. Pero, a la vez, la cantidad de inmigrantes hispanos hacia Estados Unidos ha caído de un 37% en 2010 a un 33% en 2017, sobre todo por el menor ingreso de nicaragüenses y ecuatorianos.

El estudio señala que la gran mayoría de los latinos son ciudadanos estadounidenses (un 79%), siendo los españoles y los panameños los primeros y los venezolanos entre los últimos que tienen su situación regularizada.

El reporte especifica que los hispanos de origen argentino (que incluye a los migrantes de Argentina y a aquellos que nacieron en EE.UU.y se identifican como de origen argentino) son unos 278.000, menos del 1% del total de la población latina que vive en Estados Unidos. Desde el año 2000 al 2017, el grupo de argentinos ha crecido un 158%. Esto incluye la crisis del 2001, cuando miles decidieron abandonar el país. Cerca de un 45% de los inmigrantes argentinos han estado aquí por más de 20 años y un 55% ya son ciudadanos estadounidenses.

Los inmigrantes argentinos son mucho mayores que la media de los hispanos en este país. Tienen una media de 39 años (cercana a la de la población de EE.UU.), mientras que el resto de los latinos aquí es de 29. La mayor cantidad de argentinos está concentrada en el estado de Florida (29%), luego California (18%) y Nueva York (10%).

Respecto del idioma, un 74% de los mayores de 5 años habla “muy bien” inglés. También tienen más nivel educativo que el resto de los hispanos inmigrantes: el 43% de los mayores de 25 años se graduó de la universidad, comparado con un 16% de los latinos. El porcentaje crece a 51% entre los argentinos nacidos en Estados Unidos.

Probablemente de la mano de una mejor preparación, los argentinos que tienen un trabajo anual y full time ganan una media de 50.000 dólares por año, mientras que el resto de los hispanos ronda los 34.000.

La mayoría (un 56%) tiene casa propia, algo que seguramente se ve favorecido por la facilidad de obtener créditos hipotecarios a largo plazo.

“Aquí en Washington y los alrededores hay gran cantidad de argentinos que trabajan en organismos internacionales, diplomáticos, en ciencias y varias otras áreas, el nivel profesional es alto”, señal a Clarín la pampeana Liana Montero, presidenta de CEDA, una organización de la comunidad argentina en Washington que cumple 50 años financiando proyectos de salud y educación en nuestro país a través de ONGs.

Explica que “la argentina es una comunidad muy vinculada al país de origen, mucho más aún que otras. Es común que las familias vuelvan seguido a pasar las Fiestas allá, o viajen una vez por año a visitar a los parientes y amigos”. Y agrega que “aquí hay muchas instituciones relacionadas con la comunidad como CEDA, la Escuela Argentina o el club de fútbol Toca juniors que no sólo profundizan nuestra historia y cultura, sino que también vigorizan los vínculos, son como un apoyo, casi como una familia”.

Ingeniera, casada con un estadounidense y con 23 años en el país, Montero encaja perfectamente con el perfil del argentino que vive en Estados Unidos. “Mis dos hijos nacieron acá, pero les hicimos la ciudadanía argentina y el mayor, que ahora tiene 17 años, va votar primero para las presidenciales de Argentina que para las de Estados Unidos”.

Dejá tu comentario