DOLAR
OFICIAL $65.22
COMPRA
$70.22
VENTA
BLUE $118.00
COMPRA
$128.00
VENTA

Impulso ultra K a una reelección indefinida: fuerte reacción opositora

Además de instalar afiches anunciando la candidatura de Cristina Kirchner para los próximos comicios, sectores del oficialismo avanzaron otro paso y adelantaron su intención de reformar la Constitución nacional para permitir que la Presidente pueda presentarse para sucesivas reelecciones.

Luego de que Cristina Kirchner tomara en privado la decisión de competir por otro mandato, pero sin haberlo anunciado, las calles porteñas amanecieron ayer con afiches sobre su reelección que coincidieron con la ofensiva por la reforma de la carta magna.

La encargada de confirmar la iniciativa fue la diputada del Frente para la Victoria Diana Conti, quien sostuvo que "los sectores ultra K", de los que ella forma parte, ven con buenos ojos una futura "reforma constitucional" que permita a la Presidenta lograr sucesivas reelecciones con vistas a las comicios de 2015.

"Los sectores ultra K a los que pertenezco avizoramos el deseo de una reforma constitucional porque quisiéramos una Cristina eterna", sintetizó Conti en declaraciones radiales.

De inmediato distintos referentes de la oposición salieron a cuestionar fuertemente el intento de reformar la carta magna.

Los legisladores Gerardo Morales (UCR), Fernando Pinedo (PRO), Francisco de Narváez (Peronismo Federal), Fernando "Pino" Solanas (Proyecto Sur), Patricia Bullrich (Coalición Cívica) y Margarita Stolbizer (Gen) se expresaron en este sentido e incluso recordaron el mandato de Carlos Menem.

En tanto, el senador kirchnerista José Pampuro sostuvo que es "apresurado" plantear una modificación de la Carta Magna para satisfacer a sectores ultra K que pretenden ver a una "Cristina eterna" en el Poder.

En ese marco, Conti admitió que la iniciativa no será fácil de lograr ya que "es necesario contar con consenso del arco político para avanzar en ese tema", según indicó.

Para permitir una reforma de la Constitución antes es necesario que la iniciativa sea votada por mayoría especial en ambas cámaras del Congreso -los dos tercios del total de legisladores-, un número que en la actualidad el oficialismo y los bloques aliados no alcanzarían, aunque habría que tener en cuenta la manera en que se modificará la composición del parlamento tras los comicios de octubre.

La estrategia es analizada por el "ala dura" del kirchnerismo que además ve con recelo a los sectores del Gobierno más vinculados al PJ y que está liderado por el secretario Legal y Técnico, Carlos Zannini, y el titular de la SIDE, Héctor Icazuriaga, dos dirigentes "pingüinos" que aumentaron su influencia sobre la mandataria tras la muerte de Néstor Kirchner.

También integran ese grupo la ministra de Seguridad, Nilda Garré; el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli; el secretario de Comunicación, Juan Manuel Abal Medina; el ministro de Economía, Amado Boudou y el diputado Carlos Kunkel.

Mientras tanto, la candidatura de Cristina Kirchner para su reelección ya tomó forma en las calles con afiches del intendente de José C. Paz, Mario Ishii, y del Instituto de Estudios y Formación Política del Partido Justicialista, GESTAR, mediante los cuales difundieron su apoyo a la reelección de la mandataria.

Bajo la consigna "Comprometidos con una gran Argentina", los carteles del Instituto -cuyo presidente es el gobernador sanjuanino, José Luis Gioja, y su director general, el titular de ANSeS, Diego Bossio- muestran la imagen de la mandataria y convocan a la población a sumarse a ese espacio político.

Más directo fue Ishii que dice Cristina 2011 luego de una introducción con otra tipografía que señala "alguien te ilumina" por delante de una foto translúcida de Néstor Kirchner y "el pueblo te acompaña".

El afiche está firmado como "Peronismo Kirchnerista Ishii conducción" y deja de lado la tradicional iconografía de Perón Evita: la protagonista central es Cristina.