DOLAR
OFICIAL $134.49
COMPRA
$140.49
VENTA
BLUE $287.00
COMPRA
$292.00
VENTA

Hudson: juez liberó al asesino con informes negativos

A pesar de haber recibido pericias negativas de Diego Perotti, el supuesto autor del cuádruple crimen en Hudson, el juez le brindó el beneficio de salidas transitorias.

En apenas siete meses Diego Alberto Arballo Perotti (33) recibió beneficios de salidas controladas para trabajar o acercamiento con sus familiares en dos oportunidades.

En la primera de sus salidas, en 2011, Perotti violó las reglas pero fue recapturado cuatro días después que denunciaron su fuga . El juez de Ejecución José Nicolás Villafañe, no obstante esto, volvió a otorgarle las salidas laborales el 3 de abril último, a pesar de que el Servicio Penitenciario bonaerense aconsejó el 5 de enero "la inconveniencia" de otorgárselas. El preso salió y, otra vez, no regresó.

Entonces, el 13 de abril pasado, el juez decidió revocarle el beneficio. Desde ese momento Perotti quedó prófugo. Ahora se sospecha que, 22 días después de salir de prisión, cometió el cuádruple crimen de Hudson: los asesinatos de su pareja, Lorena Sosa (21), la pequeña Jazmín (3), Pablo Sosa (65, padre de la mujer) y Javier Lucce (25, hermanastro de Lorena). Según familiares de las víctimas, Perotti los habría matado para quedarse con su humilde propiedad.

Condenado en 2004 a 12 años de prisión por tres hechos de robo calificados por el uso de armas y de menores (la condena vencía en 2016), a mediados de setiembre de 2011 Perotti recibió por primera vez el beneficio de salidas transitorias para "afianzar lazos familiares" bajo palabra de honor y con un régimen de 48 horas mensuales, mientras cumplía detención en la cárcel 32 de Florencio Varela. El juez de la causa sólo autorizó la visita periódica de Perotti a la vivienda de sus padres de la calle 12 bis y 80 en el barrio Monasterio, en las afueras de La Plata.

En medio del cumplimiento de esa medida (a mediados de diciembre del año pasado), el juez de Ejecución Penal N° 2 de La Plata, José Nicolás Villafañe, pidió informes para evaluar otro pedido del detenido para ampliar el beneficio a salidas laborales.

Por ese requerimiento, las autoridades penitenciarias estimaron, luego de evaluaciones internas y constancias en su legajo, que era "inconveniente" incluir a Perotti en ese régimen . "Es necesario un seguimiento prudencial de las salidas que viene usufructuando", fue parte del informe que recibió el juez Villafañe, quien no respondió a las consultas de Clarín .

La sugerencia del SPB fue que siguiera preso "para ser incorporado paulatinamente en actividades ofrecidas por la institución" .

En una de las visitas a su familia, el 3 de marzo de este año, Perotti volvió a eludir los controles y escapó. Cuatro días después personal policial de la comisaría de Brandsen lo detuvo cuando constató que estaba prófugo por "quebrantar salidas transitorias".

Regresó a prisión. En este caso a la Unidad 9 de La Plata. Allí conoció, en una ronda de visitas, a Lorena Sosa, la joven a la que ahora habría asesinado. El 3 de abril, Villafañe le concedió salidas para realizar tareas laborales. Una semana después, Perotti ya no regresó a prisión. Según se supo ahora, el detenido se había instalado en la casa de Hudson donde luego se produciría la masacre.