DOLAR
OFICIAL $164.44
COMPRA
$172.44
VENTA
BLUE $316.00
COMPRA
$320.00
VENTA

Gracias Carlitos: Argentina despide y llora a un genio eterno 

Este viernes, los argentinos están de duelo. Se siente en el aire la tristeza de quien ha perdido un familiar. 


El jueves 22 de septiembre por la noche comenzó a circular la noticia de que habían internado a Carlitos Balá y a todos se nos estrujó el corazón. A pesar de los rezos y la buena energía enviada, desayunamos el viernes con la triste noticia de su partida.

Y así como muchos argentinos, yo también tengo una anécdota que una vez la conté para celebrar uno de sus cumpleaños y que hoy quiero compartir nuevamente, porque una persona como él, vivirá para siempre en el recuerdo, el cariño y esas anécdotas que seguramente seguirán pasando de generación en generación, como el amor de nuestro querido Carlitos. 

"En 1989, Carlitos tenía uno de sus tantos shows en el viejo ATC, como muchos niños y niñas, yo era una de sus minifans, con un cariño heredado por mis padres que lo habían conocido en distintas oportunidades y siempre, lo habían visto con su sonrisa y sus ocurrencias.

Por eso, mi mamá me llevó a mis cortitos 4 años, allí a Figueroa Alcorta y Tagle, para una de las grabaciones de su programa. Nos ubicaron en una de las plateas, recuerdo que vimos el show y cuando terminó la grabación, Carlitos se acercó a saludar UNO POR UNO a los chicos que allí estábamos y a sus adultos acompañantes.

Fue entonces cuando mi mamá le dió un regalito que le habíamos llevado con una tarjetita con el teléfono de casa. Yo recuerdo que lloraba de la emoción de verlo y que él me hablaba con mucho cariño. 

Pasaron los días y en un momento en el que recuerdo patente estar tomando un yogur con mi pijama ya puesto, calculo que habrán sido cerca de las 19 o 20, suena el teléfono. ERA CARLITOS. Atendió mi abuela, que no podía creer lo que estaba pasando, junto con mis padres me explicaron y hablé con él. Le conté que estaba tomando un yogur de frutilla y Carlitos me dijo que era muy bueno tomar yogur y alimentarse bien.

No recuerdo que más hablamos, pero jamás voy a borrar ese momento increíble y que me marcó de por vida. Tanto que un dia, yo ya grande y trabajando de productora en Canal 9, en 2011, lo encontré y se lo recordé, con la misma emoción que en 1989, y con la misma que ahora, escribo esta nota para contarle a todos la increíble calidad de persona que es. 

Ese día de 2011, Carlitos Balá me agradeció haberle contado esa anécdota y me dijo: 'Un saludo grande a tu mami y decile gracias por haberte llevado a mi programa'". 

Dejá tu comentario